OBLIGACION DE ENTREGA DE CERTIFICADOS DE TRABAJO.

La legislación laboral impone al empleador la obligación de entregar al trabajador un certificado de trabajo, conteniendo los datos sobre el tiempo de duración de la relación laboral, naturaleza de estos, la calificación profesional obtenido en los puestos de trabajo desempeñados, los salarios percibidos y los aportes y contribuciones efectuados con destino a los organismos de la seguridad social. El empleador tiene la carga de entregar al trabajador al momento de extinguirse la relación laboral, dichos certificados de trabajo así como una constancia documentada del ingreso de los fondos destinados a la seguridad social.

Si el empleador no hace entrega de los certificados de trabajo o constancia de aportes dentro de los dos días hábiles computados a partir del día siguiente al de la recepción del requerimiento del trabajador –por telegrama-, será sancionado con una indemnización a favor de este último equivalente a tres veces la mejor remuneración  percibida en el último año de trabajo, o menor tiempo de prestación de servicios.